La iniciativa de una justicia sin jueces resulta especialmente atrayente en un país donde la justicia “con” jueces deja